Por medio de la palabra

Dicen, erróneamente por cierto, que el Islam ha conquistado territorios por medio de la espada. Eso es falso. Tal vez la espada sea capaz de conquistar territorios pero no corazones. La fuerza puede doblegar cabezas pero no mentes.
El Islam es luz y quienes abrazaron el Islam fueron en busca de esta luz, que pronto llenó sus vidas de armonía y paz.
El Islam no permite el uso de la fuerza como instrumento para la propagación de su Mensaje. Allah dice: No ha de existir coacción en la religión. En verdad, lo recto ha quedado diferenciado de lo erróneo… (2: 256).